Composición y constitución quí­mica del vidrio

Desde el punto de vista técnico, se ha definido al vidrio como un producto inorgánico de fusión enfriado hasta el estado sólido sin cristalizar. Esta definición señala que el vidrio es un material no cristalino, o sea es un material amorfo cuya constitución, como tal, recuerda la de los líquidos, hasta el punto en de que también se conoce su estado como el de líquido sub-enfriado y debe hacerse una distinción entre la rigidez de los vidrios y el estado sólido de los cristales.

Químicamente los vidrios comerciales se producen a partir de Óxidos inorgánicos, de los cuales el sílice (arena) es generalmente el principal constituyente. Por otro lado, es posible enfriar ciertos materiales orgánicos sin cristalización. Tales materiales no son considerados como vidrio, aunque presenten igualmente un estado ví­treo. Solo un número limitado de compuestos quí­micos son capaces de formar vidrios. Los principales óxidos son los de silicio (sio2), boro (B2O3), y fósforo (P2O5). Los restantes Óxidos presentes en el vidrio solamente modifican las propiedades de la red vítrea. Excepto lo que hace a los Óxidos señalados, los vidrios no son compuestos quí­micos definidos, sino mezclas de Óxidos. Las propiedades de ciertos de los diferentes elementos pueden ser variadas dentro de ciertos límites, fuera de los cuales la formación del vidrio llega a resultar imposible.